Home > Nacional > Buscan que despidos de 17 personas queden en firme

Buscan que despidos de 17 personas queden en firme

La dirección legislativa del Congreso de la República, por medio del departamento jurídico, apeló la resolución de un órgano de justicia que ordenó la reinstalación de 17 personas que fueron despedidas, quienes a criterio de Mario Taracena, presidente del organismo, “tienen grandes salarios sin hacer nada”.

Roberto Dávila, subdirector legislativo de asuntos jurídicos, explicó que  por la mora judicial aún no les han dado la audiencia para presentar los argumentos del motivo de despido de los trabajadores para evitar una multa.

“Actualmente el Congreso se encuentra emplazado, y por ello los  jueces ordenaron la reinstalación en un plazo de 24 horas”,  indicó Dávila.

Las apelaciones de los casos dieron inicio el 19 de febrero y los últimos tres se presentaron el 1 de abril. El proceso jurídico está abierto para Edson Josué López Rivera, Juan José Morfín Alfaro, Delia Paola Valladares Barrios, Omar Miguel Ángel Leiva Cano, Chahim Anayte Cu Ical, Henry Abigahil Gálvez Morales y Ana María Vásquez.

Asimismo,  María Gabriel Valladares de San Pedro, Luz Marielle Morales Brol, Édgar Armando Roca Sinay, Claudia Fabiola Lissette Gil Suchi de García, José Víctor Monzón Cú, Victoria Elizabeth Hernández Cholotío, Dolores Elisandra Zeledón Monroy, Felipe Toribio García Chutá, María Magdalena Camey Estrada y Fredy Oswaldo Alfaro Sánchez.

Una  de las personas más criticadas por Taracena fue Dolores Zeledón, de quien dijo que solo regresaría a “pintarse las uñas” en la Unidad de Acceso a la Información donde trabajaba; “acaso algunas vez les dio información. Nunca lo hizo, por eso la despedimos”, afirmó el titular del Legislativo e hizo referencia que desde 2010 la aludida tenía un salario mensual arriba de los Q32 mil.

Puestos onerosos

Para allegados de diputados


La mayoría de las 17 personas despedidas eran guardias parlamentarios y asistentes que ganaban entre Q6 mil y Q12 mil, asignados a diputados que ya no ocupan curules, como Luis Chávez, de la bancada Líder.

Victoria Elizabeth Hernández Cholotío cobraba Q12 mil al mes y trabajaba para el diputado Manuel Marcelino García Chutá, quien también contrató a su hermano Felipe Toribio, como asistente, por Q10 mil al mes.

Leave a Reply