Home > Actualidad > ¿De dónde salen y qué pretenden las reformas constitucionales al sector Justicia?

¿De dónde salen y qué pretenden las reformas constitucionales al sector Justicia?

PARTE II
LISTAS CONSENSUADAS

El 1 de octubre del 2009 se conoció el listado de quienes integrarían la Corte Suprema de Justicia; esto se hizo bajo acuerdos entre las distintas bancadas del Congreso. Ocho días después se eligieron a los 90 magistrados de la Corte de Apelaciones y a sus suplentes.

A pesar que esto se hizo cuatro meses después de haber aprobado la Ley de Comisiones de Postulación, las nuevas disposiciones de entonces no fueron suficientes para librar la elección de intereses particulares.

La Ley de Comisiones de Postulación establece que las reuniones de esa instancia deberán quedar grabadas en audio y video y serán públicas, con libre acceso a los medios de comunicación, misiones de observación internacional o de cualquier persona u organización, lo que garantizaría la transparencia al momento de nominar a los candidatos y evitar la politización que a lo largo de los años se ha dado en la nominación.

Se establece que la normativa será empleada en los procesos de elección de magistrados de la Corte Suprema de Justicia, (CSJ), Fiscal General, Contralor General de Cuentas, Procurador General de la Nación, Procurador de los Derechos Humanos, integrantes de Corte de Apelaciones y Tribunal Supremo Electoral.

El proceso de elección de los 13 magistrados que integran la actual CSJ provocó muchas molestias entre la sociedad civil, ya que 6 de los electos de forma inicial habían sido señalados por la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), por sus antecedentes y otros aspectos de su historial que ponían en tela de duda su independencia y honorabilidad.

Los medios nacionales investigaron y pudieron conocer que no todos los magistrados electos responden a los intereses de Sandra Torres y sus allegados. Una fuente que pidió anonimato dijo: “Conmigo se reunió César Fajardo, me dijo que me iban a apoyar, pero yo les dije que si lo hacían, gracias, pero que no esperaran nada a cambio porque yo llegaría a servirle al pueblo de Guatemala y no a nadie en particular. Al final me eligieron por mis capacidades, pero, además, siendo tantos magistrados debían completar las listas y no todos podían ser de ellos” Cada uno de los magistrados que entonces resultaron electos contó con los votos de las bancadas de la UNE, Gran Alianza Nacional (Gana), Partido Unionista (PU), Frente Republicano Guatemalteco (FRG), Unidad del Cambio Nacional (UCN) y la mayoría de la Bancada Guatemala (BG).

En ese entonces, el oficialista Mario Taracena no tuvo inconveniente en aceptar ante el Pleno que ya se había acordado con las otras bancadas quiénes ocuparían las magistraturas.

EL REY DEL TENIS Y FAJARDO

El 6 de octubre de ese mismo año y luego de varios días de constantes críticas ante la elección de 9 de 13 magistrados electos para la CSJ, Carlos Castresana, jefe de la CICIG denunció cómo Roberto López Villatoro el Rey del Tenis estuvo involucrado en la elección de estos funcionarios.

Castresana señaló al abogado López Villatoro de intervenir en la elección de la CSJ. Tras estas denuncias, López Villatoro sostuvo haber tenido negociaciones con Gloria Torres, cuñada del presidente Álvaro Colom.

El vespertino La Hora, publicó las reacciones del Rey del Tenis el 7 de octubre de 2009, en donde el jurista aclaró que una semana antes de la elección de magistraturas se rompieron las negociaciones con Torres, por lo que aseguró que las acusaciones de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) en su contra no eran válidas.

“Como agrupación gremial (…) teníamos candidatos que queríamos impulsar para que llegaran a la Corte Suprema de Justicia (CSJ) pero puedo afirmar que dentro de los 13 magistrados electos no hay una sola persona que pertenezca al movimiento gremial Justicia para el Cambio”, concluyó López Villatoro.

En esa misma publicación Roberto Kestler, jefe de bancada de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) desmintió que haya sido Gloria Torres la encomendada por el partido oficial para negociar las candidaturas, explicando que el diputado oficialista César Fajardo fue el encargado de las negociaciones.

“La integración de CSJ estuvo caracterizada por el abierto influjo de grupos de interés. En forma enfática, cabe mencionar al grupo que encabeza el personaje conocido como Rey del Tenis, al grupo vinculado al Gobierno Central y al partido UNE, coordinado por las señoras Torres”, refiere un comunicado del Movimiento Pro Justicia, emitido el 23 de septiembre de ese mismo año.

COLOM RECONOCIÓ LO OBVIO

El presidente Colom en una entrevista a medios de comunicación locales, ante la pregunta: “Usted mencionaba que en las instituciones es positivo respetar la independencia de poderes. Quedó evidenciado, cuando se hizo la elección de magistrados de la Corte Suprema de Justicia, la participación de Gloria Torres, César Fajardo y el Rey del Tenis, Roberto López Villatoro, ¿Ellos lo hicieron porque usted o alguien del Ejecutivo se los ordenó, en nombre del partido o a título personal?”, reconoció que Gloria Torres, César Fajardo y Roberto López Villatoro habían actuado en nombre del partido, respondiendo:

“Honestamente creo que era del partido. Todos los partidos participan en esos procesos y yo no participé en absolutamente nada de eso, lo he dicho y lo he demostrado ya durante dos años. Lo demostré con Rosenberg; yo no metí mis manos en la justicia y me parece que en la medida que se logre que nadie meta sus manos, sino que sean las comisiones postuladoras se va a llegar a elegir mucho mejores magistrados y funcionarios que sean electos de esa manera. De aquí en adelante tenemos (la elección) de Contralor, de Corte de Constitucionalidad, Fiscal General.”

CORTE DE APELACIONES

Para la elección de los togados de la Corte de Apelaciones sucedió una situación similar, que tras varias sesiones canceladas por falta de quórum y una última sesión de seis horas, se eligió por fin a los 90 magistrados titulares y 60 suplentes.

Un reporte de Guatemala Visible indica que previo a iniciar la sesión plenaria programada para ese día, se conoció en el interno del Congreso de la República de la existencia de un listado de candidatos propuesto por Torres, entonces primera dama de la nación, así como de su hermana Gloria Torres, el cual sería repartido como una especie de boletín ante miembros del partido oficial.

Este extremo fue confirmado luego de que se observó al diputado oficialista César Fajardo distribuyendo dicho listado, con el cual cada integrante del partido de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) estaría emitiendo su voto.

Después de horas de negociación entre la UNE, sus bancadas aliadas y en su momento el Partido Patriota (PP), logró elegir a los magistrados.

La UNE y los bloques de la Gana, FRG, PAN, UCN, Unionista y Bancada Guatemala lograron negociar una lista de 89 candidatos, el PP también entró al consenso y, según los negociadores, luchó por incluir a Zully Eugenia Cantoral, quien al final fue elegida magistrada titular. Las bancadas de oposición fueron Lider, Encuentro por Guatemala, Bancada Guatemala e independientes.

FRAUDE DE LEY DE TORRES CASANOVA

Aunque la elección de los magistrados fue calificada como un error un año después por los líderes de la Gana y hoy electos congresistas por la coalición oficial, en el 2011 se pudo ver cómo el haber influido en la elección de magistrados, le dio a Sandra Torres momentos de esperanza en torno a su inscripción presidencial, en el proceso electoral.

El vía crucis de Torres para ser inscrita como candidata oficial, pese a la prohibición que pesaba en su inició con una resolución en contra del Registro de Ciudadanos y en ese sentido continuaron el Tribunal Supremo Electoral, la Corte Suprema de Justicia y la Corte de Constitucionalidad, dictaminando en contra de la candidatura de Torres.

En ese camino, el 8 de julio de 2011 la Sala Primera de la Corte de Apelaciones del Ramo Penal, Narcoactividad y Delitos contra el Ambiente otorgó un amparo provisional contra la resolución del Tribunal Supremo Electoral que le negaba la inscripción, el que momentáneamente le restituyó el derecho de Sandra Torres a participar como candidata presidencial en los comicios generales, hecho que provocó una conferencia de prensa en donde la exprimera dama se mostró gloriosa.

Tal recurso fue visto como frívolo e improcedente por analistas y condenado al fracaso y el amparo provisional terminó siendo revocado por la CSJ luego de un amparo interpuesto por Alfonso Carrillo.

LA HONESTIDAD ES SUBJETIVA

“En la elección de estos cargos se viene dando la magistrados fue calificada como un error un año después por los líderes de la Gana y hoy electos congresistas por la coalición oficial, en el 2011 se pudo ver cómo el haber influido en la elección de magistrados, le dio a Sandra Torres momentos de esperanza en torno a su inscripción presidencial, en el El vía crucis de Torres para ser inscrita como candidata oficial, pese a la prohibición que pesaba en su inició con una resolución en contra del Registro de Ciudadanos y en ese sentido continuaron el Tribunal Supremo Electoral, la Corte Suprema de Justicia y la Corte de Constitucionalidad, dictaminando en contra de la En ese camino, el 8 de julio de 2011 la Sala Primera de la Corte de Apelaciones del Ramo Penal, Narcoactividad y Delitos contra corrupción desde las reformas que De León Carpio hizo de buena fe, lo que pasa es que se politizaron las instituciones al extremo que ahora pelean en los colegios profesionales para poder ser postulador y demás”, opina el exconstituyente Carlos Molina Mencos.

Molina Mencos muestra su decepción y descontento ante el futuro de las Comisiones de Postulación, ya que, aunque en la Carta Magna se pide que la elección de los cargos públicos se realice con personas que demuestren honorabilidad, capacidad, idoneidad y honestidad, todo eso suele ser subjetivo.

“Aunque la Constitución dice que hay que ser honrados, independientes y todo lo que usted quiera siempre eligen a quien quiera”, recalca.

A esto se refiere por todo el manoseo y juego que se hace de las nóminas de postulación para que quede la persona más idónea, pero para los partidos políticos.

“El problema no son solo las personas que quedan electas, sino quién los elige”, agrega.

Por lo que el ideal sería que el presidente de la República, el Congreso y el Rector tengan la honestidad suficiente para elegir a la persona más capaz, “aunque sea su íntimo amigo, pero que sea capaz, decente y sin compromisos”.

“Seguimos siendo el reflejo del país que tenemos, un país en donde el orden de los valores, principios y justicia se ha ido perdiendo”, explicó la diputada, Nineth Montenegro.

El Cable de WikiLeaks, redactado por el exembajador de EE. UU. para Guatemala, Stephen MacFarland… en relación a la negociación que hubo para la elección de los magistrados a la CSJ: “El Cosecretario General de la Gana, Manuel Barquín, dijo al personero de la embajada que él y el Cosecretario General Jaime Martínez Loayza reconocieron muy tarde, que en el proceso de selección de magistrados, fue un error haber apoyado la lista de candidatos de la primera dama, Sandra de Colom”. Además, se lee en el cable que Barquín dijo que “lo habían hecho en el espíritu de mantener la alianza de trabajo con el partido oficial UNE”.

TORRES SIGUE REINANDO EN LA CC

Pese al revés dado a las huestes de Sandra Torres, cuando no avalaron el Fraude de Ley, y su inscripción definitiva a la Presidencia, la Corte de Constitucionalidad continúa siendo un Tribunal en el que la exprimera dama tiene un gran apoyo. Tres de los cinco magistrados titulares formaron parte de su equipo durante casi todo el período presidencial del Partido Patriota: Héctor Hugo Pérez Aguilera, Gloria Porras y Mauro Chacón Corado. De los suplentes: María de los Ángeles Bohr de Méndez y Héctor Trujillo.

La Sociedad Civil y los grupos de presión, comprometidos con la Constitución y el Orden Legal tendrían que conseguir la inhibitoria de la magistrada titular Gloria Torres y del suplente Héctor Trujillo cuando se entre a conocer en definitiva la inscripción de Sandra Torres. La causal de inhibitoria es que fueron designados por la Presidencia, que impulsa la propia candidatura de Torres Casanova.

Según los propios medios de la Corte de Constitucionalidad, Alejandro Maldonado Aguirre, Roberto Molina Barreto, titulares, y los suplentes: Ricardo Alvarado, Carmen María Gutiérrez de Colmenares y Juan Carlos Medina Salas, estarían en disposición de votar en apego a la Constitución y al Estado de derecho, en ambos casos (Portillo y Sandra Torres). En la extradición de Portillo con la excepción de Medina Salas, quien oportunamente se inhibió por haber fungido como Registrador Mercantil en la administración eferregista.


Lea la primera parte:

¿De dónde salen y qué pretenden las reformas constitucionales al Sector Justicia?

Leave a Reply