Home > Columnas > Sin duda. ¡VAMOS GANANDO!.

Sin duda. ¡VAMOS GANANDO!.

///
Comments are Off
RAUL FALLA

Los últimos acontecimientos suscitados, nos han demostrado sin lugar a duda que vamos por el rumbo correcto, recuperando la institucionalidad y fortaleciendo el Estado de Derecho del país. Y me refiero a los cambios que dentro de las instituciones públicas se han venido gestando desde hace más de una año, donde poco a poco se han ido separando a los malos funcionarios públicos, para dar cabida a verdaderos profesionales en la materia, que han realizado su gestión de conformidad con la ley.

.

 

Tal como el caso del ex Superintendente de Administración Tributaria, Juan Francisco Solórzano Foppa, quien no obstante de haber obtenido la ponderación más baja en el evento de selección, logró con la ayuda del ex embajador Todd Robinson, ocupar la jefatura de la SAT, por un corto de periodo de tiempo, pues fue removido del cargo por no llegar a la meta de recaudación fiscal. Su salida logró acentuar un crecimiento significativo en materia tributaria y comercial, ante la confianza que se generó entre inversionistas locales e internacionales, de que sus finanzas y proyectos no serían criminalizados, por alguien del linaje ideológico que profesa Solórzano Foppa.

El relevo en la Fiscalía General, por María Consuelo Porras Argueta, logró orientar el curso del Ministerio Público, por el camino de la legalidad y el respeto a las garantías constitucionales, al impedir a toda costa las conferencias de prensa humillantes, así como las persecuciones e investigaciones fundamentadas en asuntos políticos e ideológicos. Llegando al punto de revocar los nombramientos de cinco fiscales regionales, por haber sido designados de forma ilegal por Thelma Esperanza Aldana Hernández.

La Procuraduría General de la Nación, a cargo del abogado Jorge Luis Donado Vivar, quien como parte integrante del Consejo Nacional de Seguridad, recomendó al Presidente de la República, impedir el ingreso del colombiano Iván Velásquez Gómez al país, así como revocar las visas de los extranjeros de la CICIG, por constituir su presencia una grave amenaza para la seguridad nacional.

Enrique Degenhart Asturias, desde gobernación logró disminuir la tasa de homicidios y crímenes de grave impacto social, tales como el sicariato, las extorciones, los secuestros, etc., logrando con éxito también, desarticular redes internacionales de traficantes de drogas, armas y personas, que han utilizado el país como corredor de transito para movilizar estos alijos. Tuvo los arrestos necesarios para ordenar la reincorporación a filas, de más de cincuenta agentes policiales, asignados de forma inútil a la CICIG.

El caso de Sandra Erica Jovel Polaco, la valiente Canciller, que motivada por el interés general del país, supo sobreponerse a sus detractores y de forma valiente decidió revocar las visas de los extranjeros de la CICIG, debido a las continuas violaciones a los derechos humanos de cientos de guatemaltecos ilegalmente detenidos en alguna prisión del país, así como por los continuos intentos por defenestrar al Presidente de la República, mediante la presentación de acciones espurias e ilegales, que atentan incluso en contra de la soberanía nacional.

El Ministro de Salud Pública, doctor Carlos Soto Menegazzo, quien estrenó su cargo promoviendo sendas denuncias en contra de su antecesora la señora, Lucrecia Hernández Mack, debido al desvío millonario de fondos de esa cartera, así como por las mil plazas fantasmas que logró descubrir y desarticular. Y quien, gracias a su capacidad y honradez, ha sabido encausar el sistema de salud, en beneficio de la población más necesitada del país.

Y que decir de la Junta Directiva del Congreso de la República, quienes soportando la embestida de los supuestos activas de la sociedad civil, dieron muestras claras de respeto institucional y liderazgo, al rechazar por tercera ocasión, la acción de antejuicio promovida en contra del Presidente de la República. Amén, de que lograron conformar una comisión de investigación, para esclarecer la compra del edificio de la corrupción y emitieron una serie de leyes en beneficio de los guatemaltecos.

Por ello, con toda certeza puedo decir que vamos ganando, pues el destino del país se encausa en el fortalecimiento de sus instituciones, el respeto a las garantías constitucionales, así como la persecución penal de aquellos enemigos de la libertad, que por años y bajo la supuesta consiga de luchar contra la corrupción e impunidad y con la ayuda de embajadores de la estirpe de Todd Robinson, lograron cooptar las instituciones gubernamentales del país, en su afán por someterlo al yugo socialista; criminales de quienes no me cabe la menor duda, serán procesados y encarcelados aquí o en el extranjero, donde además les serán confiscados sus bienes, por todas las violaciones a los derechos humanos cometidas en contra de nuestros conciudadanos.

.
.