Home > Columnas > La posición de cinco países que no firmaron el Pacto de la Migración de la ONU

La posición de cinco países que no firmaron el Pacto de la Migración de la ONU

#PanoramaGlobal

La Organización de las Naciones Unidas, organismo que desde 1945 a la actualidad, ha logrado integrar como miembros a 193 Estados, tiene dentro de sus propósitos el mantener la paz y la seguridad internacional, proteger los derechos humanos, distribuir ayuda humanitaria, promover el desarrollo sostenible y defender derecho internacional.

En virtud de esas funciones, en diciembre de 2016, la Asamblea General de las Naciones Unidas –órgano representante, normativo y deliberativo de la ONU, y el único que cuenta con representación universal ya que todos los países están representados, cada uno con un voto–, decidió desarrollar un pacto global para establecer un marco común para la migración mundial. Este pacto empezó a desarrollarse a principio de 2017.

Recientemente, se llevó a cabo la Conferencia Intergubernamental para adoptar el Pacto Mundial para una Migración Segura, Ordenada y Regulada, la cual se realizó los días 10 y 11 de diciembre en Marrakech, ciudad de Marruecos.

En la sesión plenaria presidida por el secretario general de la ONU, Antonio Guterrez, más de 150 países firmaron el pacto. Algunos como Suiza e Italia pidieron más tiempo antes de tomar una decisión.  En cambio otros optaron por no firmar dicho acuerdo, dentro de estos encontramos a los Estados Unidos que desde un principio había externado su negación a la firma.

A continuación, vamos a echar una mirada a los motivos expresados por algunos países que se resisten a la firma del acuerdo:

  1. Estados Unidos

Estados Unidos se retiró hace alrededor de un año atrás, pues la administración de Donald Trump alegó que numerosas disposiciones del pacto eran “inconsistentes con las políticas de inmigración y refugiados de los Estados Unidos”.

En ese momento, la embajadora de los Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, afirmó que «nuestras (de Estados Unidos)  decisiones sobre políticas de inmigración serán tomadas por americanos y solo por americanos». No es el primer acuerdo internacional que la presente administración deshace o se queda sin participar como es en el caso del pacto migratorio.

  1. República Dominicana

Como en todo proceso de negociación y toma de decisiones, se escucharon voces a favor y en contra de que se firmara este acuerdo. A través de su asesor jurídico, el gobierno dominicano señaló que “su primera y más importante prioridad es la seguridad y el bienestar de los dominicanos, así como la defensa de la Constitución y las leyes”.  El gobierno llega a señalar que se requería de un consenso básico con la sociedad dominicana y este no se logró.

  1. Israel

El gobierno israelí, que este año había anunciado un plan de deportación forzosa de inmigrantes africanos hacia terceros países, adoptó una posición firme de rechazo frente al pacto. El gobierno de Israel señaló que están “comprometidos con proteger nuestras fronteras contra los migrantes ilegales. Esto es lo que hemos hecho y esto es lo que continuaremos haciendo». Tras un exilio milenario, el pueblo judío es una población que históricamente le ha tocado ser diáspora y que ha tenido un flujo migratorio importante, sin mencionar los sufrimientos que su travesía migratoria les ha llevado a experimentar, el holocausto es solo uno de estos episodios de dolor.

  1. Chile

En el caso de Chile, se ha llegado incluso a señalar la separación de la inmigración y los derechos humanos cuando Rodrigo Ubilla, Subsecretario del Interior chileno, indicó que  ‘’la inmigración no es un derecho humano. Nuestra posición es clara”, señaló. “Hemos dicho que la migración no es un derecho humano. Los países tienen derecho a determinar los requisitos de entrada para los ciudadanos extranjeros”. El presidente Sebastián Piñera se ha mostrado crítico con este pacto y ha llegado a decir que el mismo incentiva la migración irregular  y restringe la soberanía de chile.

  1. Italia

Italia sorprendió cuando anunció que no participaría en la cumbre que celebró este mes en  Marrakech y se abstuvo a esperar que el Congreso decida sobre el tema. En este sentido, el primer ministro italiano Giuseppe Conte indicó que “Italia se reserva el derecho de adherirse a este documento o no solo después de que el parlamento haya decidido”.

En una declaración en nombre del gobierno italiano, Conte dijo que “el Pacto Mundial para la Migración es un documento que trata temas que afectan a los ciudadanos. Consideramos oportuno, por ello, interrogar al Parlamento y tomar las decisiones definitivas según el resultado del debate parlamentario, al igual que ha hecho suiza».

Con el debate aún encendido en muchos de los países, con algunos parlamentos pendientes de ratificar el pacto para que pueda ser firmado o para que pueda tener mayor fuerza, en caso de que ya haya sido firmado, así como la ocurrencia del fenómeno migratorio actual que experimentan países como Venezuela y anteriormente Siria (todavía), es mucho lo que falta por ver todavía. Esperamos que el entendimiento, la solidaridad y el sentido común logren una migración segura, ordenada y regular que contemple todas las aristas y actores en el problema, tanto de los migrantes y refugiados como de los países receptores.


TEXTO PARA COLUMNISTA