Press "Enter" to skip to content

Los buenos proyectos del IICA

Relaciones Internacionales

El gobierno entrante de El Salvador tiene la oportunidad de trabajar en equipo con el IICA (Instituto Interamericano para la Cooperación de Agricultura) teniendo como director al Doctor Otero, que es consciente de las necesidades de mejorar la agricultura familiar y encaminarnos hacia un impulso de la bioeconomía teniendo así soluciones viables para mejorar la canasta básica salvadoreña, ya que la mayoría de la población, la enorme mayoría consume lo que sabemos: arroz, frijoles, maíz, azúcar, café. En Marzo del año corriente el IICA dio a conocer el proyecto que comienza el semestre siguiente con la Unión Europea en Centroamérica que busca apoyar al corredor seco centroamericano, para enfrentar el embate del cambio climático y sequías.

Costa Rica, la está pasando mal en el inicio de Abril ya que se ha declarado una emergencia por la sequía y según noticias locales, está en niveles alarmantes que requieren de máxima atención por parte de las autoridades, hay pérdidas de hortalizas calculadas en un 50%, esto afecta directamente a los pequeños y medianos agricultores costarricenses que han invertido en sus cosechas para poder llevar sustento a sus familias, sobre todo en las zonas rurales.

El ambicioso proyecto de IICA y la Unión Europea busca transferir tecnología innovadora mediante sistemas agroforestales multiestratos, con el objetivo de fortalecer la resiliencia a la variabilidad climática y mejorar la seguridad alimentaria en la región.

El Salvador que ha sido vulnerable ante tormentas tropicales y también sequías se puede tomar en cuenta seriamente este proyecto y tener acercamientos permanentes con el IICA para lograr así una asistencia técnica para mejorar la salubridad y además, la economía familiar sobre todo de los pequeños empresarios. Vuelven a escucharse los llamados del sector cafetalero y azucarero para que no sean excluidos de los planes de gobierno en esta materia. La canasta básica salvadoreña no puede sufrir un golpe económico porque las personas con menos recursos saldrían perjudicadas y no sería bueno para el país.

Es necesario buscar una mejor asistencia en materia tecnológica para nuestros agricultores, para que también puedan exportar a más países de América y no sólo a Estados Unidos, podemos aspirar a exportar a países como Brasil y realizar importantes alianzas comerciales para el sector cafetalero de Brasil y El Salvador, siendo el país sudamericano uno de los mayores exportadores de café en el mundo, nosotros los salvadoreños somos fieles consumidores del café, nos gusta, lo compartimos y lo damos a conocer al mundo.

Qué rico el café salvadoreño, con un pan dulce a media tarde acompañado de buenos amigos y/o compañeros de oficina, si, es de las mejores actividades que el salvadoreño laborioso realiza diariamente y eso se puede observar en las calles cuando la gente consume su café de la tarde. Ojalá que esto perdure en el tiempo, no perdamos esa costumbre y sea cuasi cívica de todos nosotros, no importando que haga calor o frío igual se consume, sumado también que el cacao ha adquirido una relevancia en el mercado, lo que conocemos como chocolate.

TEXTO PARA COLUMNISTA

Lea más del autor: https://elsiglo.com.gt/2019/04/06/la-campana-politica-guatemalteca/

Comments are closed.

%d bloggers like this: