Press "Enter" to skip to content

Sugerencias para Alejandro Giammattei

Debemos Saber La Verdad

Resumen de realidades actuales:

Hay pobreza y delincuencia, sin embargo, aunque siempre ha existido en Guatemala esta situación ha empeorado en los últimos tiempos incluyendo la presión de prestamistas extranjeros para que personas con necesidad acepten préstamos con tasas de interés muy altas. Hay falta de oportunidades. Hay crecimiento demográfico sin control. Hay Falta de moralidad de civismo y de educación.

Resumen de lo que deseamos los guatemaltecos:

Reducir la delincuencia y las presiones de extorsionistas. Que haya más oportunidades para obtener trabajo. Estar más tranquilos, seguros y vivir mejor. Que nuestros hijos y nietos, las nuevas generaciones, tengan mejores oportunidades.

Con el apoyo del nuevo gobierno, podemos lograr objetivos para beneficio de todos y por lo que debemos:

Estimular las formas organizativas desde el nivel local hasta el nivel nacional. Lograr que estas organizaciones deben ser funcionales y participativas.

Lograr los mecanismos de negociación directa entre los sectores sociales.

Buscar la asistencia técnica a las organizaciones que la requieran.

Solicitar asistencia financiera a las organizaciones de autoayuda económica.

Buscar las facilidades para que las organizaciones sociales puedan expresarse, mediante el uso de los medios de comunicación estatales y en los medios privados de comunicación masiva.

Exigir a las autoridades que las escuelas públicas funcionen eficientemente y tengan maestros profesionales fijos en todas las aulas. Las aulas deben estar bien equipadas y limpias.

Promover el deporte y el entretenimiento, especialmente de la juventud.

Promover la participación religiosa, de cualquier credo, en las colonias, para crear conciencia moral en la juventud y que la tengan los adultos.

Pedir a las autoridades que se incorpore y promueva la educación cívica y el nacionalismo en las escuelas públicas y privadas.

Debemos luchar contra el alto costo de la vida

Combatiendo la especulación facilitando el abastecimiento de bienes por medio de entes privados de comercialización y organizaciones asociativas de consumidores.

Exigiendo a las autoridades que hagan funcionar los mecanismos para garantizar el cumplimiento de normas de control de calidad.

Pidiendo formalmente que se procese a los acaparadores, especuladores y prestamistas de dinero con tasas altas de interés.

Debemos exigir que la justicia sea pronta y eficiente y los controles policiales sean adecuados

Debemos esforzarnos para que exista cooperación de los ciudadanos y los organismos del Estado, para que la aplicación de la justicia sea ágil, oportuna, correcta y eficaz.

Debemos apoyar al trabajo del Ministerio Público, Policía Nacional Civil, Ejército y Organismos Judiciales, tendiente a agilizar los procesos para la aplicación de la justicia.

Debemos respetar a los policías y ejército, exigiendo que existan estaciones formales de policía, bien equipadas y entrenadas en todas las zonas y colonias. Además, exigir que a los policías no los roten o cambien de esas estaciones, para fortalecer estas estaciones y que la gente conozca a sus policías, los ayude y respete y les llegue a tener confianza.

Debemos denunciar formalmente a todos los delincuentes, extorsionistas, funcionarios y autoridades, policías, etc. que, amparados en su posición, se considerasen superiores a la ley, incumpliéndola.

Promover y apoyar la seguridad ciudadana y lucha contra la delincuencia y extorsionistas.

Debemos solicitar formalmente que se ubiquen puestos de control policial y de ejército en puntos de alto índice de criminalidad, con patrullas móviles de rápida movilización, comunicación y respuesta de apoyo.

Debemos solicitar formalmente a las autoridades educativas que se hagan e implementen los procesos pre-educativos para los menores de edad, adecuados a la problemática que presentan y a su edad, lo que a largo plazo ayudará a mejorar la seguridad nacional, pues en los últimos años han proliferado grupos de menores sumamente peligrosos, quienes, al amparo de su minoría de edad, delinquen y no pueden ser castigados legalmente y son utilizados por el crimen organizado.

Debemos promover y desarrollar una campaña moralizadora para jóvenes, niños (as) y adultos haciendo conciencia para que se coopere con las fuerzas de seguridad, y se consideré la denuncia fundada como un deber cívico para combatir la delincuencia y drogadicción. En esta campaña se debe involucrar a las universidades, iglesias, sector privado, sector público, organismos internacionales, medios de comunicación, organismos estatales y todos los ciudadanos.

Todos los resultados deben reportarse abiertamente al ejecutivo y a la población sin excusas ni pretextos.

TEXTO PARA COLUMNISTA

Lea más del autor:

Comments are closed.

%d bloggers like this: