Home > Salud > 17 bulos sobre el coronavirus y 7 formas comprobadas de combatir su contagio

17 bulos sobre el coronavirus y 7 formas comprobadas de combatir su contagio

La rápida propagación del nuevo coronavirus, desde su epicentro en la ciudad china de Wuhan, ha venido acompañada con la misma celeridad de la expansión de bulos de todo tipo.

Muchos de ellos han sido desmentidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y otros por diversos especialistas sanitarios. A continuación enumeramos algunos de los más importantes que han corrido por aplicaciones de mensajería instantánea, redes sociales e incluso medios de comunicación.

1. El virus puede transmitirse por picaduras de mosquitos

La OMS desmiente este rumor y aclara que el coronavirus se transmite por vía respiratoria mediante el contacto con una persona infectada a través de las «gotículas respiratorias que se generan cuando esa persona tose o estornuda».

2. La orina infantil protege frente al virus

Una de las patrañas más inverosímiles que se ha visto obligada a desmentir la organización internacional es que lavarse las manos o limpiar determinadas superficies con orina infantil ayuda a prevenir la infección. Al contrario, la orina puede ser fuente de contagio, pues puede contener pequeñas cantidades de material vírico o bacteriano.

3. Las vacunas contra la neumonía protegen contra la nueva cepa

No, las vacunas contra la neumonía no protegen contra el nuevo coronavirus, sino que se está trabajando en el desarrollo de una vacuna específica. A pesar de ello, las autoridades sanitarias apuntan que es muy conveniente vacunarse contra las enfermedades respiratorias para mantener una buena salud.

4. La cocaína protege frente al virus

Además de ser absolutamente falsa esta supuesta protección, la OMS advierte de que la cocaína es una droga estimulante y adictiva, cuyo consumo provoca graves efectos secundarios y es perjudicial para la salud de las personas.

5. Se puede contraer la enfermedad a una distancia de ocho metros de una persona enferma

Según los organismos sanitarios la distancia de seguridad hacia una persona infectada por el virus es de entre uno y dos metros, pues cuando el enfermo tose o estornuda, las gotículas respiratorias llegan tan solo a un metro de distancia.

6. El microorganismo puede propagarse a grandes distancias a través del aire

No, el coranovirus no vuela. Se contagia a través de las vías respiratorias o mucosa de boca y ojos al entrar en contacto con las gotículas emitidas por una persona enferma. Es decir, el virus solo se puede desplazar lo que se puedan desplazar los restos de un estornudo o una tos.

7. El secador de manos mata el virus

Falso, secarse las manos durante 30 segundos con un secador de manos no elimina el virus.

8. No es seguro recibir un envío de China

Es seguro recibir cartas o paquetes de China, porque está comprobado que el virus solo sobrevive unas pocas horas sobre las superficies de los objetos.

9. El frío mata al nuevo coronavirus

Debido a que el virus sobrevive en el organismo humano, que se mantiene a una temperatura constante de entre 36,5 y 37 grados centígrados, o unos pocos más en caso de fiebre, no existe ninguna relación entre las temperaturas exteriores y la supervivencia del microorganismo.

10. Enjuagarse regularmente la nariz con una solución salina previene la infección

No, no hay ninguna prueba de que esta práctica sirva como medio de prevención.

11. Aplicarse aceite de sésamo en la piel mata el coronavirus

No, el aceite de sésamo no mata el coronavirus, ni en la piel ni sobre la superficie de objetos que puedan estar contaminados.

12. El coronavirus afecta solo a las personas mayores

La nueva cepa del coronavirus puede afectar a personas de todas las edades. Si bien es cierto que las personas mayores y aquellas con patologías previas, como asma, diabetes o cardiopatías, son las que pueden presentar complicaciones graves con esta enfermedad.

13. Los antibióticos curan el coronavirus

Los antibióticos no tienen ningún tipo de eficacia contra el COVID-19, ni contra ningún otro tipo de virus. Los antibióticos son medicamentos eficaces contra las infecciones bacterianas, no víricas.

14. Comer ajo previene contra el microorganismo

No, no hay ninguna evidencia de que comer ajo haya protegido a las personas del nuevo coronavirus. De hecho, este alimento, a pesar de ser muy saludable, ya ha estado en el centro de la polémica en relación con otras enfermedades, como cuando la ministra de Salud sudafricana, Manto Tshabalala-Msimang, aseguró en 2006 que era eficaz contra el sida, sin ningún tipo de evidencia médica.

15. El enjuague bucal con gárgaras no previene el contagio

No, no hay ninguna evidencia de que el enjuague bucal con gárgaras prevenga de la infección, ni siquiera con aquellos productos que pueden eliminar ciertos microbios durante unos minutos en la saliva de la boca.

16. El origen del brote de coronavirus procede de la sopa de murciélago

Se trata de una de las teorías más difundidas, y durante las últimas semanas han estado circulando por las redes sociales y aplicaciones de mensajería instantáneas imágenes de sopas que contenían estos mamíferos asegurando que habían sido tomadas en Wuhan recientemente. Hasta ahora lo que se sabe es que son falsas y que habían sido tomadas hace tiempo, incluso años, en otros países del mundo.

17. El virus se trasmite a través de objetos, como monedas y billetes

El riesgo de que esto suceda es muy bajo. El virus solo puede sobrevivir fuera de un organismo humano, sobre otra superficie, durante unas pocas horas. Un objeto podría contaminarse temporalmente si una persona infectada tose o estornuda sobre él. Pero la correcta y frecuente higiene de manos elimina casi por completo este riesgo.

¿Qué medidas sí son efectivas y recomiendan los expertos sanitarios?

Aunque todavía se está trabajando en el desarrollo de una vacuna contra el COVID-19 y hasta el momento no existe ningún medicamento específico para tratar o prevenir el nuevo virus, la comunidad médica recomienda una serie de prácticas para evitar su contagio.

  • Lavarse las manos frecuentemente con un desinfectante de manos a base de alcohol o con agua y jabón.
  • Cubrirse la boca y nariz con el codo flexionado o con un pañuelo, que debe ser desechado inmediatamente, al toser o estornudar.
  • Mantener la distancia de al menos un metro con otras personas, especialmente con aquellas que tosan o estornuden.
  • Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca.
  • Acudir a un médico si se presentan síntomas como fiebre, tos o dificultad respiratoria.
  • Si los síntomas son leves y no se ha viajado ni tenido contacto con personas que hayan estado en países con brotes de la enfermedad, extremar las medidas de higiene e intentar quedarse en casa hasta la recuperación.
  • Evitar el consumo de productos animales crudos o poco cocinados.

Si te ha parecido interesante, ¡compártelo con tus amigos!

Lea también:

Leave a Reply