Ejército, Pandemia y transformación

Pero en todo hay un punto medio, como los habitantes de un segundo piso, molestados por el ruido de arriba y por el humo de abajo y desde ese punto medio hay que pensar y actuar, despojados de pasiones en uno u otro sentido.