Press "Enter" to skip to content

Los males de Guatemala

Políticamente Incorrecta

Una buena parte del país dice que la corrupción es el problema más grave del país, que es como decir que el problema más serio en un organismo es el corazón. Sin embargo, de nada sirve quejarse y lamentarse si no se va a la raíz del problema.

¿Porqué hay corrupción en Guatemala y en todos los países del planeta? Porque contrariamente a lo que nos quisieron meter en la cabeza, ni es exclusividad nuestra ni nosotros la inventamos. La primera razón es que aquí, cómo en todos lados, hay gente sin ética, avara, que ve en el Estado o en el narco el vehículo para hacerse millonario a la ley del mínimo esfuerzo y del menor riesgo. Ven a Chávez, a Maduro, a Castro, a Evo Morales, a los Kirchner, a Lula, a Obama, a los Clinton, a la Pelosi, y a muchos otros políticos que entraron quebrados y salieron del poder multimillonarios.

Parece fácil luego de ver al Chapo, o a la Reina del Sur, enriquecerse más allá de lo que soñaron, y salir casi ilesos del tema. Ella vive en Key Biscayne, según se sabe, como una reina, luego de ceder un poquito de lo que obtuvo como criminal, a cambio de cantar opera contra otros peces “gordos”. Viendo eso, es comprensible que una persona con poca o sin educación y sin oportunidades, que no tiene ni el freno de la Fe ni el freno de los principios inculcados desde niño, caiga en ese rollo.

O político, o narco, da igual, los que se comportan mal, terminan mal.

Los hemos visto, tarde o temprano la pagan si no es con la justicia humana es con la divina. Miren a Chávez, a Pablo Escobar, a Saddam, murieron como ratas, infectadas, asustadas y escondidas. Miren a Castro, lo que se sabe que sufrió por quebrantos de salud que ni todos los miles de millones que se robó le sirvieron para mitigar su dolor, igual que el demonio rojo de Venezuela. Estoy segura que tarde o temprano se sabrá que Soros tiene una muerte difícil.

Volviendo a nuestra chapinlandia. En Izabal, por ejemplo, todo mundo sabe quién es político sucio y quién no. Saben quién maneja los puertos para Gustavo Alejos, quién es su ejecutor, es vox populi. Ah, pero lo reeligen cada vez que se postula para diputado. O sea, la gente allá se queja, pero ellos mismos lo mantienen ahí. Y lo mismo, en toda Guatemala. Si no es así, miren como los de la UNE, UCN y otros partidos han mantenido reelectos a gente íntimamente ligada a la línea, al narco, etc. En las narices de Cicig, Feci y Aldana. Y francamente, si no les han caído es por algo… para mí que se tienen las colas mutuamente machucadas, o los segundos estaban en el payroll de los primeros.

Queremos un mejor Congreso, pero seguimos eligiendo a la misma gente y cuando entran nuevos, son zurdos pro gobierno grande. En lo personal, sueño con un Congreso de 66 miembros, 3 por cada Departamento. Que sean electos por nombre, no por bloque ni partido. Eso obligaría a que los votantes eligieran alguien de entre su propia gente, que postule sabiendo que debe velar por los intereses de su departamento, no del partido, ni del bloque, ni de sí mismo. Que sólo pudiese ser reelecto 1 vez, así tiene el incentivo de hacer las cosas bien, y que fueran fuertemente fiscalizados.

El Congreso actual jamás va a aprobar la ley de cabildeo, como existe en todos los países civilizados, porque eso evitaría que reciban pago por sus votos. Hablan de corrupción, pero jamás harán nada por exterminarla de raíz. Pocos diputados ven su curul como lo describo arriba, y han propuesto esa ley.

Queremos un Organismo Judicial eficiente y un MP que actúe, pero para que termine el sesgo ideológico debemos purgar esos entes de toda la mala hierba de la guerrilla, y que quienes entren no sean ni de los tipo Gustavo Alejos, ni de los tipo Sandra Torres, ni de los tipo Helen Mack. Gente que haya ejercido el derecho al más alto nivel, y con la ética y compromiso con la Ley más profundo posibles.

Quisiera un PNC educada, que tenga reglas claras para proceder sabiendo que también ellos tienen derechos humanos. Un Ejército que volviera a tener la dignidad de los antiguos, que amen a Guatemala, que sea bien pagado para que no tenga que robar ni apoyar narcos, y que sienta orgullo de llevar los distintos uniformes militares. Un Ejército entrenado, con herramientas, para proteger a la población.

Y finalmente, quisiera ir a votar por un presidente que ponga el bien nacional por encima del propio, del partido, de sus parientes, de sus donantes, de sus agendas. No alguien que se haya postulado antes porque obvio ya tiene compromisos que pagar. Ni alguien que venga del gobierno y que ya esté maleado. Quisiera un empresario, un no político, que diga lo que piensa nos guste o no, sin anestesia.

Un presidente honesto que sea franco y directo, y no nos mienta ni nos trate como estúpidos. Un presidente que sepa que tiene 4 años para hacer cambios, y que al igual que en un jardín enmarañado, hay que entrarle con tractor, remover, cortar, quemar y tirar lo que no sirve para plantar lo que sí, salvar lo que vale la pena.

Quisiera un presidente que le importe un comino su índice de popularidad sabiendo que si hay seguridad, si le entra con fuerza al crímen, si defiende la propiedad privada cualquiera que sea, si da títulos de propiedad en las zonas rurales a quienes aún no las tienen pero tienen todos los derechos, si resguarda la inversión y aplica reglas claras, será popular con la mayoría. Un presidente que no le tiemble la mano, que tenga temor de Dios pero a la vez, actúe en bien de la gran mayoría de guatemaltecos. Que defienda nuestros principios y valores, y le importe un comino el “G8”. Igual y necesitan lo que producimos, así que nos tendrán que comprar. Como hacen en Africa, sólo que allá, los presidentes tipo Mugabe hacen lo que les da la gana, mientras que aquí, la Constitución sería la reina.

Soñar es gratis, para mientras… Los pueblos tienen los gobiernos que merecen… Nos guste o no.

Area de Opinión
Libre expresión de pensamiento.

Lea más de la autora:

%d bloggers like this: