Press "Enter" to skip to content

Coherencia señores

Políticamente Incorrecta

En una Guatemala ideal, la gente tendría coherencia y sentido común. La gente diría lo que realmente piensa (subrayo piensa), y lo sostendría valientemente, con firmeza de convicciones, estuviera o no en lo correcto para otros.

Es así que nos vemos, como nos hemos visto por décadas, liderados por gente carente absolutamente de coherencia. Tenemos socialistas Gucci, que atacan a las empresas, pero reciben dinero de ellas. Atacan al Estado, pero también reciben dinero de él. Son burócratas profesionales, porque jamás han contribuido a la cadena productiva. Sus líderes son todos multimillonarios, véase las Torres, Mack, Blanco y otros.

Al menos Marx era más coherente, se decía comunista, y lo sostenía. Igual Stalin, igual Xi Jinping, y tantos otros líderes que no tienen miedo de decir que son eso, comunistas. Por cierto, todos sus descendientes son multimillonarios, empezando por la nieta de Mao.

Navegan con bandera de progresistas, porque el término suena bien, y no se atreven a decir con claridad que sueñan con ser como Castro (aún más ricos, como el dictador y su familia). ¿Porqué no dicen claramente cuáles son sus intenciones? Será porque nadie en su sano juicio votaría por semejante propuesta. Ironía que la semana pasada mostraron que terminó el romance con el presidente al votar en contra del estado de calamidad, y alineados con los que son más definidos de derecha.

Y que decimos de la mal llamada derecha. Tenemos una partida de oportunistas, mercantilistas, dos caras e hipócritas. Tanto que habló el presidente Giammattei de Sandra Torres, y ahora su bancada se alinea con la UNE. Curiosamente, la UNE votó parte a favor y parte se abstuvo. Interesante división entre Orlando Blanco y Estuardo Vargas.

Con ellos, Creo, que sólo algunos de la alta sociedad creen que son de derecha. Valor, que Zury controla con firmeza, el diputado de Podemos y Valor. Todos, en contra de las cientos de miles de familias sin empleo, que se traduce en cuántos millones de ciudadanos sin alimento.

Es así que tenemos políticos de derecha que se dicen definidos pero han impulsado leyes particulares, estado mercantilista. Defienden monopolios, vacas sagradas, etc., demostrando que al final, obedecen al poderoso caballero don dinero. El país, les vale canción. Mueren, salivan y deliran desde hace siglos por el poder, sin importarles realmente que pasa con el país. Sé, porque me lo escriben, que muchos comparten mi decepción.

Empresarios divididos entre quienes entienden que en la medida en que haya progreso en todo el país, sus empresas progresan. De nada sirve producir si la gente no tiene con qué consumir. Simple y sencillo. Entienden que sin carreteras, infraestructura, electricidad, agua potable, educación, seguridad y salud, la gente no avanza. Esos, son los empresarios que ponen su dinero donde han puesto sus ideas. Invierten, arriesgan, construyen y aportan. A esos empresarios son a los que yo defiendo.

Y que entiendo yo por empresario, para los que vociferan y acusan sin leer o sin razonar, es aquel que emprende cualquier actividad productiva (no es burócrata ni oenegero). Es así que empresario significa abrir su tiendita en el pueblo, que ojalá pronto crezca en abarrotería. Pero para que eso suceda, hay que generar empleo en la zona, comercio, y así circula el dinero. Con ese dinero, van a su tiendita a comprar y mientras más compran, más crece el negocio. Lo mismo va para la señora de los tres tiempos.

Si la gente entendiera el significado de la palabra emprendedor, entenderían el significado de la palabra empresa. Y por añadidura, el significado del concepto de propiedad privada.

En el otro extremo están los empresarios mercantilistas que por años hablan de que se paguen los impuestos siempre que no sean ellos quienes los paguen. Esos que no construyen nada, que meten contenedores sin pagar porque como se dan tinte de zurdos son amigos de los transas que controlan las aduanas. Esos que quieren subsidios monopolios, controles de precios o precios tope, que han hecho por décadas lo que se les da la gana. Se rasgan las vestiduras, y son corruptores de corruptos.

Es tan propiedad privada que usted tenga dos gallinas (no quiera regalar o que le quiten una), que tenga usted una parcelita, y no quiera que se la roben o le quemen su milpa, cómo que tenga usted su casita en su pueblo, que no quiera que se la quemen o se la arrebaten. Tan dueño es usted, cómo el dueño de la finca donde labora, el restaurante donde trabaja su hijo, etc. Lo que urge en Guatemala es que escrituren y legalicen las propiedades en el área rural que han inclusive pasado de generación en generación sin documentos.

Pero tristemente, con contadas excepciones, los políticos no son coherentes, ni tienen otra idea clara más que enriquecerse, y lo han demostrado con creces. Por empresarios sin ética, visión de país, oportunistas y transeros, tachan a todo el gremio. Y quienes pregonan la palabra de Dios, defienden cosas totalmente contrarias a su palabra.

Los únicos coherentes, si bien carentes de sentido común, son CODECA, CUC, CONIC, CALAS, MLP, y los sindicalistas, que tienen claro que son unos ladrones, usurpadores, guerrilleros, matones, narcos y su cantaleta no la cambian, es siempre la misma. Son coherentes con las babiecadas que dicen, porque eso hacen. Y les vale madres ir en contra de la razón, de la ley etc.

Total, es un desmadre. Mientras entre nuestros líderes impere, la falta de sentido común, de visión de país, de principios políticos ideológicos claros, de definición, de coraje, de amor al país, seguiremos en las mismas.  Por algo soy fan de Trump: NO ES POLÍTICO.

Area de Opinión
Libre expresión de pensamiento.

Lea más de la autora:

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

%d bloggers like this: