Press "Enter" to skip to content

¿Retiro o jubilación?

Debemos Saber La Verdad

Como mucho ha cambiado debemos seguir viendo el futuro, porque la vida continuará y por eso deseo hacer ver que las generaciones de los años 1940s y 1950s son las primeras que más años de vida hemos ganado en toda la existencia del mundo.

En esos años el promedio anual de vida estaba entre 55 y 60 años, por eso los que tenían 50 años ya se consideraban como obsoletos, terminados y viejos y no podían conseguir trabajos.

Ahora la esperanza de vida ha llegado a los 80 años, quiere decir que hemos ganado 20 años de esperanza de vida.

Los de las generaciones de los 40s y 50s tenemos que preguntarnos que hemos hecho o que haremos con esos 20 años de esperanza de vida que hemos ganado. Los estamos aprovechando o los estamos dilapidando.

Debemos darnos cuenta de que cuando se menciona la palabra retiro o jubilación, el cerebro lo que hace es cambiar y nos hace ver que por el retiro o jubilación ya estamos desconectados, terminados, obsoletos y automáticamente nos derrotamos a nosotros mismos.

Las palabras retiro o jubilación son negativas para el cerebro, hay que eliminarlas y suprimirlas de manera completa.

Si una persona muere a los 90 años, hay que imaginarse que a una persona de 70 años le quedan 20 años más de vida y preguntarse en que va a ocupar esos 20 años. No puede ser que esta persona de 70 años deje que su cerebro lo desconecte del futuro, porque entonces se moriría en 2 o 3 años.

Si lo vemos de esta forma, el trabajo, el arte, los estudios, la investigación, los negocios, etc. son la mejor terapia que existe para estar focalizados en algo que tiene nuestra actividad cognitiva, que es el cúmulo de información que se dispone gracias a un proceso de aprendizaje o a la experiencia, generando la transmisión de los impulsos nerviosos entre dos neuronas, tiene lugar en la conexión entre ambas llamada sinapsis. Las sinapsis se establecen normalmente entre la parte terminal de un axón y el cuerpo o las dendritas de otra neurona, la multiplicación de neuronas en el cerebro eso es vida.

Esta comprobado que no son correctas las políticas a favor de incentivar de que se queden sin trabajo las personas de 60 años o más, con esa capacidad que tienen, porque no se considera que el trabajo, el arte, los estudios, la investigación, los negocios, etc. es directamente proporcional al bienestar, la prosperidad y el avance de las sociedades modernas.

Como lo anterior es una realidad no hay duda de que el mundo no está bien ordenado, hay mucho que hacer por el mundo. No es altruismo o la tendencia a procurar el bien de personas mayores de 60 años de manera desinteresada, pero es importante que estén en la jugada de la vida del mundo, que no se vayan, que se queden y aporten, tienen que hacer su papel que no han terminado.

Lo que esta sucediendo en el mundo cuando sacan de la vida a los mayores de 60 años a quienes los consideran obsoletos, no se considera que tienen mucha cepa que deben compartir, mucha tradición y mucha experiencia y son quienes realmente deben ayudar a tomar decisiones, tienen un equilibrio en su motivación, tienen mucha resiliencia o la capacidad de sobreponerse a momentos críticos y adaptarse luego de experimentar alguna situación inusual e inesperada. También indican el volver a la normalidad y así tienen muchos valores, han aprendido muchísimo de lo que es la familia, la relación entre las personas, la comunicación y lo que es la visión de corto y de largo plazo.

A los mayores de 60 años que nos sacan del juego de la vida no es porque seamos peores o mejores que otras generaciones, simplemente tenemos nuestros propios valores, nuestra valía, aceptamos, apreciamos y valoramos lo que somos, podemos lograrlo valorando nuestro auto concepto positivo y negativo y el aprecio de las cosas. Vale la pena reflexionar que esa valía sigue siendo necesaria en este mundo convulso.

La edad va dando calidad motivacional, que significa que ya pasaron los tiempos en donde por ayudar a la familia, sacarla adelante, empujarla y ayudar a muchas personas nos esforzamos trabajando por el dinero. Nosotros ya formamos familia, ya ayudamos a otras personas, y ahora el tiempo es nuestro, estamos dedicados a nosotros. Lógicamente continuamos buscando nuestra autosuficiencia, independencia económica y patrimonio, todo lo que es muy válido.

Pero también tenemos pendientes realizaciones personales, profesionales, sueños y procesos que perseguir.  Ahora tenemos tiempo y también el deseo de postergar a las siguientes generaciones un legado de principios, valores, de obras bien hechas para que el mundo sea mejor y por lo tanto queremos dejar huellas y trascender, eso se llama calidad motivacional.

No solamente vamos por la parte económica vamos por nuestra motivación interna, vamos por el deseo de transcender para dejar un mejor mundo antes de irnos.

No se puede dejar de pensar y dejar que se retire o se jubile la mente.

Siempre hay que estar activos, tener sueños, procesos, trabajar y sentirnos útiles.

Area de Opinión
Libre expresión de pensamiento.

Lea más del autor:

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

%d bloggers like this: