Press "Enter" to skip to content

Design Thinking o Diseño de Pensamiento

Punto de Vista

La semana pasada, hacía referencia a los procesos de creatividad e innovación de manera general. Hoy, escribiré sobre el proceso conocido como Design Thinking o Diseño de Pensamiento, el cual encuentro muy útil para los emprendedores y empresarios. Lo ideal sería instruirse sobre el proceso, pero en los párrafos siguientes intentaré acercar el concepto.

El design thinking es una metodología en la que están establecidos ciertos procesos de pensamiento, con el objetivo de lograr la innovación y el desarrollo de nuevas ideas, proceso centrado en el cliente para la satisfacción de sus necesidades y entrega de valor.

Según Brown (2008), muchas de las marcas más exitosas del mundo generan ideas revolucionarias inspiradas por una profunda comprensión de las vidas de los consumidores y usan los principios del diseño para innovar y crear valor. Agrega, que muchas veces se cree que las grandes ideas salen totalmente formadas de mentes brillantes, en proezas de imaginación muy por encima de las aptitudes de los simples mortales, lo cual no es así, definiendo el pensamiento de diseño como llevar los principios, enfoques, métodos y herramientas de los diseñadores a la resolución de problemas. Es una disciplina que usa la sensibilidad y los métodos del diseñador para hacer coincidir las necesidades de las personas con lo que es tecnológicamente factible y con lo que una estrategia viable de negocios puede convertir en valor para el cliente y en una oportunidad de mercado.

El design thinking, es entonces, una herramienta que crea innovaciones y/o soluciones centradas en los usuarios y no en los productos, la cual consta de 5 etapas o pasos fundamentales:  

  1. Empatizar: adquirir conocimientos básicos sobre los usuarios y sobre la situación o el problema en general, y lograr empatía con los usuarios mirándoles de cerca.
  2. Definir: crear un usuario típico para el cual se está diseñando una solución o producto.
  3. Idear: generar todas las ideas posibles.
  4. Prototipar: construir prototipos reales de algunas de las ideas más prometedoras.
  5. Evaluar: Aprender a partir de las reacciones de los usuarios a los distintos prototipos.

Es de vital importancia considerar las cinco etapas, las cuales no son secuenciales, es decir, no siguen un orden específico, pueden darse simultáneamente, o repartirse por medio de la interacción con el cliente.  

En síntesis, la metodología design thinking permite sin lugar a dudas, crear emprendimientos más innovadores y creativos. Es una metodología eficaz, cuya principal característica es que está orientada al usuario y cuyo resultado es un valor agregado del producto o servicio, lo que hará que el emprendimiento o empresa se diferencie de la competencia logrando una ventaja competitiva.   

Referencia

Brown Tim (2008). Design Thinking. Harvard Business Review, América Latina.

Area de Opinión
Libre expresión de pensamiento.

Lea más de la autora:

One Comment

  1. Francis G Francis G 7 noviembre, 2020

    Aunque a evolucionado como disciplina desde sus principios de teoria a practica en los años ’50, Design Thinking continua contribuyendo / resolviendo en todos aspectos de la vida diaria. Ahora Design Thinking va ganando terreno y va siendo adoptado por muchas empresas al igual que centros de aprendizaje.

    Saludos Grisel!!

Comments are closed.

%d bloggers like this: