La política fosfo, ¿el triunfo de lo superfluo?

Mariana es una influencer de 25 años, que solo en su cuenta de Instagram tiene casi dos millones de seguidores. Desde sus redes promueve productos comerciales, fundamentalmente vinculados a cosmética y belleza, pero en estos últimos meses cambió la mercancía: un candidato a gobernador, su marido.