Prólogo del libro “como cartas escritas” de Ligia Calderón

Todos hemos llegado a este mundo para cumplir un grandioso propósito y entre más temprano logremos descubrirlo, nuestra existencia tendrá majestuosa relevancia.