Press "Enter" to skip to content

La guerra ignorada

Conexión México

Con balaceras que pueden durar horas, el estado de Michoacán en México, reporta enfrentamientos que se asemejan mucho a una guerra interna civil, donde los grupos del narcotráfico, las guardias civiles y algunas otras células de confrontación, tienen controlados territorios como Aguililla y Pátzcuaro. 

Lo que ocurre en esta entidad mexicana, es resultados de muchos años de la abierta operación de cárteles del crimen organizado como Los Caballeros Templarios y ahora el Cártel Jalisco Nueva Generación.

En esta tierra que hoy arde, surgieron las primeras autodefensas civiles formadas por aquellos que cansados de amenazas y de pagar el derecho de piso a los narcotraficantes, buscaron organizarse para hacerle frente a muchos delincuentes que desde entonces siguen operando con la más abierta impunidad.

En Michoacán como en Tamaulipas, los gobiernos y las fuerzas del orden están invisibilizadas y atadas de manos ante el control de los capos de la droga, quienes siguen sembrando miedo y terror en la población.

En estas zonas de abierta guerra entre los grupos delincuenciales y autodefensas, emerge lo más crudo de la impunidad en México.

Nadie se atreve a meter la mano, poner orden, instaurar un estado de derecho o poner en marcha operativos para dar con los responsables de levantones, balaceras y asesinatos.

Desde la cúpula del Gobierno de México, el tema se ignora o se minimiza al argüir una tranquilidad en el país que se quebranta tan solo con mirar los videos de las balaceras y enfrentamientos. 

Los temas de violencia en Michoacán y Tamaulipas no figuran hoy en la agenda pública de seguridad nacional. 

La Secretaría de Gobernación quien tendría que tener a su cargo la mediación en estos conflictos, permanece con un silencio devastador instruido desde el mismísimo Presidente Andrés Manuel López Obrador.

La violencia se ha convertido en uno de los principales activos del narcotráfico en México, para mantener inmovilizado a un gobierno que es el espectador número uno de la guerra entre cárteles. 

Muchas muertes se están suscitando en esos frentes de batalla, donde las historias de vida no son ficción y reflejan la crudeza de un país que hoy está carcomido por el narcotráfico.

Area de Opinión
Libre expresión de pensamiento.

Lea más de la autora:

One Comment

Comments are closed.

%d bloggers like this: