Desaparecidos forzosos en vida

Ninguna circunstancia, por evidenciada que nos parezca, puede ser invocada para justificar las huidas impuestas.