Press "Enter" to skip to content

Economía Social de Mercado, Desarrollo Humano y Presupuesto 2022

Pulso Económico

El triple título del artículo gravita alrededor de la Seguridad Alimentaria; o quizás, para el caso de Guatemala sería alrededor de la “Inseguridad Alimentaria” y de los métodos e instrumentos de disciplina fiscal y presupuestal para reducir este flagelo que ronda entorno al 60% de la población general guatemalteca; y en el área rural, supera el 80% que necesita asistencia alimentaria nutricional.

Un segundo punto a resaltar es la Economía Social de Mercado -ESM- en su calidad de metodología e instrumento macroeconómico, fiscal y presupuestal que se fortalece desde el ‘Libre Mercado’ con características de enfoque social.  Acá, vale la pena recordar que en varias ocasiones desde este espacio de comunicación se ha indicado que la Economía Social de Mercado no es propiedad de ninguna ideología política; más bien, ella pertenece a toda persona, gobierno local o nacional que desee implementarla desde casa, el distrito, la comunidad o desde el gobierno central. 

Por otro lado, se encuentran los Presupuestos Nacionales desde el lado del Gasto, que se alimenta por medio del Presupuesto de Ingresos. Desde el año 2013 se enfatiza en la Ley Orgánica del Presupuesto que la ejecución presupuestaria debe caracterizarse desde un Presupuesto por Resultados -PpR-; pasando por una Gestión por Resultados -GpR-. No obstante ese mandato (Decreto 101-97 Ley Orgánica del Presupuesto en su artículo 17 Bis) aún se sigue practicando la ejecución presupuestaria tradicional que mide únicamente el desembolso financiero sin evaluar la calidad del gasto de la obra o actividad. Es más, dentro de la planificación multianual no se contempla el mantenimiento para la referida ‘tal’ obra o proyecto; y luego, cuando esta se deteriora, hay que volver a presupuestarla. Un mal principio de eficacia y eficiencia desde el enfoque de ejecución presupuestaria tradicional.

Pero.., ¿Qué hacer para fortalecer el Sistema Nacional Presupuestario? ¡Bien! desde esta tribuna se considera de gran beneficio para la implementación del Presupuesto 2022 contar con la Economía Social de Mercado bajo el concepto ‘ordoliberal’ de la universidad de Friburgo de Alemania de finales de los años 40 ‘s desde donde se configura, en la práctica, la Economía Social de Mercado -ESM-; aún vigente. 

Dado que año tras año el déficit fiscal y la deuda pública crecen. Esto es; han venido siendo, presupuestos desfinanciados. Entonces, un cambio de dinámica con la implementación de la Economía Social de Mercado (bajo el concepto ordoliberal) vendría a fortalecer la Gestión por Resultados -GpR- decretado en el Artículo 17 “Control y Fiscalización de los Presupuestos”; 17 Bis; 17 Ter. y 17 Quárter de la Ley Orgánica del Presupuesto 101-97. Artículos bien acompañados por los Artículos 7 Bis y 8 de la misma Ley Orgánica del presupuesto: “Proceso Presupuestario”  y  “Vinculación plan-presupuesto. Respectivamente.

Como es bien conocido; en este momento, la propuesta de Presupuesto 2022 se encuentra en el Congreso de la República para su aprobación el 30 de noviembre, a más tardar; no obstante, previamente, las entidades del Estado pueden acudir al Congreso, bajo cita coordinada con la comisión respectiva, para ajustes y enmiendas en caso fuera necesario. Esto es parte de la continuación (por decirlo de alguna manera) de socialización del presupuesto, que nace desde el ejercicio del “Presupuesto Abierto”; que desde luego, debe mejorarse para hacerlo más incluyente y representativo. Por ejemplo, al igual que se hace con los Tanques de Pensamiento y Universidades, las Comisiones del Consejo Nacional Urbano y Rural deben ser ponderadas asignándoles un papel productivamente decoroso y más activo en el ejercicio de la planificación del presupuesto.

Hasta este momento, hemos abordado el tema del Presupuesto y de la Economía Social de Mercado -ESM- y su importancia; ahora,  queda la parte del título: Desarrollo Humano.  A este respecto, en medios de comunicación se habla que el presupuesto 2022 está inclinado a favorecer el rubro de funcionamiento versus el rubro de inversión. Efectivamente, esto es cierto pero desde la óptica de desarrollo humano hay ciertos matices que no deben perderse de vista. Para ir desglosando el tema es esencial que veamos cómo ha sido la evolución del Presupuesto de Egresos respecto de la variación del rubro de funcionamiento versus los rubros de inversión y el de servicios de deuda pública. Para ello, nada mejor que visualizarlo con la siguiente ilustración (color azul = funcionamiento; color negro = inversión; color rojo = servicio de deuda pública). Fuente: CIEN.

Al hacer una comparativa respecto de la evolución de la distribución de presupuesto es notorio que entre 2004 y 2007 los gastos de funcionamiento eran del 7.6% pero ahora representan el 10.1% del PIB, esto ha provocado una reducción en los fondos para inversión de 4.6% al 2.6% del PIB, como se muestra en la gráfica. Mientras que el rubro de servicios de deuda pública se ha mantenido en un promedio constante en el mismo periodo de evaluación.

Un experto del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales comentó “Es preocupante la tendencia de dirigir los recursos hacia gastos de funcionamiento cada vez más, en detrimento a concentrarse en la inversión”, quien agregó que en la década de 1990 la inversión representaba un 32% del PIB y ahora está bajando a 17.6%.

Uno de los problemas que presenta esta situación, según el experto, es la rigidez presupuestaria; la cual, permite ser flexibles sólo en un 14% de los gastos y refiere que es por ello que, al enfrentar la pandemia, el camino fue tener que endeudarse y “ahí pierde un poco de sentido el presupuesto por resultados”, concluyó

En esta tribuna se estima que la rigidez es más alta; por cada cien centavos del presupuesto, noventa y cinco centavos están ya comprometidos Constitucionalmente y solo cinco centavos de quetzal quedan disponibles para la inversión (fuente: Ideas para una mejor Vida Ciudadana. Pag ‘s 39-40).  El Ministro de Finanzas públicas, con cifras más actualizadas, ha indicado que lo comprometido Constitucional mente, es el 84.7% del presupuesto, 2022.

Ahora bien, desde la óptica de Desarrollo Humano en Guatemala y el impacto del presupuesto 2022 en términos de efectividad en resultados, el producto esperado es la reducción de la pobreza y la mitigación de la desnutrición infantil bajo el concepto de asistencia alimentaria y salud preventiva. El Informe  Nacional 2015/2016 del PNUD-Guatemala indica que desde la perspectiva de Desarrollo Humano, la pobreza se entiende como un conjunto multidimensional de privaciones en las capacidades básicas humanas en al menos tres dimensiones: salud y nutrición; educación y nivel de Vida. 

Atendiendo, la definición de Desarrollo Humano dado por el PNUD pareciera ser que el presupuesto 2022 va en esa dirección. Ya que como lo muestra el cuadro a continuación, el 53.48% del total de funcionamiento (Q 70, 420, 052, 876.00) está orientado al Desarrollo Humano (37, 661, 200, 000.00).

Siguiendo la lógica PNUD de Desarrollo Humano, el empleado público es factor fundamental en la Gestión por Resultados -GpR- , por el lado de la ejecución presupuestaria. Pero también, en la elaboración del Presupuesto por Resultados -PpR-, por el lado de la planificación hasta su aprobación. Es justamente acá en el marco de la Política Fiscal (Ingresos, presupuesto y ejecución) donde la Economía Social de Mercado -ESM-, juega un papel equilibrante en el buen desempeño de los Presupuestos Nacionales de los países que ponen en práctica, la ESM. 

En aquellos países, el empleado público está bien comprometido hacia el servicio social y es bien remunerado salarialmente. Si en Guatemala, ocurriera ese compromiso hacia el servicio socialen términos de resultados reales; no importaría un incremento gradual de la “Masa Salarial” de la base laboral. Acá nos consta que el empleado público de base, en general, realiza bien su trabajo pero es desincetivado y desestimulado (desestimular: Accción que pretende desanimar, regular, contener o refrenar una costumbre o una práctica) debido a los niveles de impunidad, abuso de poder y corrupción. 

Como se indicó en los primeros párrafos que la ESM no es propiedad de ninguna ideología política de derecha o de izquierda: Más bien, La Economía Social de Mercado procura minimizar (en la medida que se profundiza en ella) esos flagelos que azotan a las sociedades frágiles en sus democracias republicanas y poco representativas en su sistema político electoral. En otras palabras, cuando hay crisis de valores cívico-políticos. 

La reflexión es: Gestión por Resultados bajo la dinámica de un Presupuesto por Resultados -PpR-.

Lea más del autor:

2 Comments

Comments are closed.

%d bloggers like this: