Press "Enter" to skip to content

La deslealtad madre de todas las traiciones

Mirilla Indiscreta

Definir la LEALTAD como tarea filosófica es un concepto profundo…  en la cual ni los pensadores de oficio… como se podría llamar a los filósofos se han puesto de acuerdo.

Pero sentir la deslealtad como lastimera sensación humana no reclama ningún esfuerzo intelectual… se da… se siente… se repudia… y se perdona… pero no se olvida.

El canalla… si además es cínico… se regocija o justifica su traición… el ofendido… dirá a lo sumo que se topó con un mal agradecido… pero no podrá evitar recordarlo en toda la dimensión de su miseria humana.

En la vida cotidiana… en el amor… en el trabajo… en los negocios y en todo lo que implica relaciones en las que medie un interés personal, económico o emocional muy raras veces se salvan de generar una mala experiencia… pero en la política… son tan usuales… como cercano el infeliz que consuma la fechoría.

Como en los secuestros, la deslealtad o la traición tiene que provenir del alguien cercano con relación de dependencia jerárquica o emocional… puede ser el subalterno… o la amada.

¡A Veces… se junta la condición de subalterno y de amada!

La Traición de Cleopatra a Julio Cesar… padre de su hijo, al enamorarse de Marco Antonio… y el asesinato del propio Julio Cesar de manos de su presunto hijo Bruto en la conspiración de los senadores romanos para liberarse de un presunto dictador que celebraba como héroe…aclamado por el pueblo… sus reiterados triunfos militares.

La mayoría de los senadores fueron asesinados en medio de continuos triunviratos que sucedieron a su trágica muerte…

Pero no todos los desleales tienen igual destino… de allí la tendencia irrefrenable de practicar la traición política… como una “Cuestión de Estado” … “Normal” y “Tolerable” … ¡Es la traición por “Estrategia”!… ¡Y no como vulgar cabronada!

¿Será capaz don Edmundo de estar dándole tantas vueltas al tema… preparando el terreno para pegarme el pencazo?… pensé mal de mí inseparable alter-ego.

Él sospechó la intención de mi mirada… y frunció tanto el ceño… que acepté su silencio a punto de insultarme

… Sin mayores trámites comenzó un relato… que le había trasmitido un amigo… “me invitaron las más altas esferas del Gobierno anfitrión y me dijeron… Su presidente está comprometido en grandes problemas que han sido detectados por nuestros organismos de inteligencia… y la decisión es separarlo del cargo… haciendo extensión de su inmenso poder para disponer el destino de gobiernos extranjeros… Pero si él separa a su segunda de abordo… reconsideraríamos su situación… concluyeron después de dar explicaciones sobre el mismo tema.

Amigo de su superior… consideró un deber trasladarle la información… además…porque había entendido que esa era la sugerencia hecha en las reuniones…  se acercó a su despacho y le explicó la compleja y delicada situación.

El Mandatario escuchó el mensaje… y negó su implicación en ningún hecho distinto a su función… afirmando inclusive que había sido motivo de reconocimiento de esas mismas agencias… El subalterno… más preocupado por la situación… se retiró convencido que había cumplido su misión de amigo y hombre de Estado.

Al poco tiempo… la convulsionada situación del país llevaba a la pareja presidencial a lamentar su condición… ¡pero en la cárcel

Otro vicepresidente más cercano… fue invitado a los mismos escenarios con un propósito inverso… sabiendo irresistible en política la peste de la ambición… sin medida… ni límites le propusieron que sustituyera a su compañero de fórmula… para consumar el golpe… largamente acariciado y en descarado complot para sustituirlo.

¡Se equivocaron de persona!… respondió hidalgamente el aludido ¡A ese traidor no lo Conozco!

¡Aquella decisión épica…Digna de elogios por provenir de un auténtico caballero… de los que no nacen todos los días!… tuvo una consecuencia adversa.

La persecución para él y para su familia no se hizo esperar… llegando al extremo de detener a su hija… en arriesgado tratamiento de invidencia… quién vivía legalmente en ese país…invocando una violación a su estatus migratorio… qué en otras circunstancias… de haber aceptado su padre… jamás se hubiera dado.

Ayer tuve el honor de darle la mano a ese Ciudadano Ilustre… y no termino de estar emocionado por su coraje y nobleza…remató don Edmundo… el increíble pasaje.

Como contraste y más próximo en el tiempo… otro dignatario con igual rango… se ofreció públicamente a sustituir a su compañero de fórmula… se asoció a los adversarios al régimen… en momentos de delicada y comprometida estabilidad política… Y esperando las condiciones que permitan la sucesión… espera en su despacho el momento propicio…concluyó el relato.

Deslealtades o traiciones no le extrañan a nadie en un mundo sumido en ese tipo de contradicciones éticas y morales… como parte ordinaria del comportamiento humano.

Pero existe una deslealtad injustificable por indigna y repugnante… es la Deslealtad a la patria que consuma el PATRICIDIO… COMO CRIMEN IMPERDONABLE DE LOS ASESINOS DE LA PATRIA.

Para ellos el PAREDON DE LA IGNOMINA Y SENTENCIA SOCIAL ETERNA Y HEREDABLE que se debe aplicar sin clemencia y con premura… es la condena.

Quien es traidor o vende patrias de nacimiento debieran optar por el remedio que recomendaba el escritor colombiano José María Vargas Vila (1860-1933) que afirmaba

“Cuando la vida es un martirio… el suicidio es un deber”.

¡El martirio de traicionar a la patria debiera hacer del suicidio… un deber!

Area de Opinión
Libre expresión de pensamiento.

Lea más del autor:

2 Comments

Comments are closed.

%d bloggers like this: