El FMI emisor del Terror y esperanza en un mundo fragmentado

Sueños…

Al iniciar el mes de noviembre, se nos presenta la oportunidad de conversar y recordar a los difuntos. Amigos, familiares, seres queridos y abominables personajes del recuerdo. Los organismos internacionales también se suman a la prédica del dolor y el sufrimiento. Hoy vamos a repasar dos mensajes recientes emanados del principal emisor de noticias turbias y cultivador del género del miedo: el FMI. Quién nos anuncia que viene un tercer shock de crisis para América “latina” y la tendencia a la fragmentación del comercio internacional.

No sin antes recordar que solamente somos el emisario de la noticia. Como diría Douglas E. Winter en su escalofriante Antología de escalofríos:

“Les invito a compartir conmigo una pequeña herejía:
El terror no es un género, como la intriga, la ficción científica o las novelas del Oeste. (O, los libros neoclásicos de macroeconomía, cpj). Tampoco es un tipo de novela destinada al gueto de una estantería especial en las bibliotecas o librerías. El terror es una emoción, presente en toda la literatura.”

La historia de la humanidad avanza desde el mercantilismo, que se impuso por el siglo XV, pasando por las revoluciones burguesas de la industrialización inglesa, la revolución social francesa y el desaguisado histórico del descubrimiento de otros continentes por los atrasados imperios de España y Portugal, que dieron lugar al nacimiento del capitalismo. Capitalismo que ya atravesó, en las naciones más avanzadas, la era industrial, la era del control financiero de bancos y organismos financieros de Bretton Woods y, que hoy se interna en las oscuras cavernas del mundo electrónico y tecnológico.

En ese punto nos encontramos hoy. Ha cambiado la base económica del sistema, el cómputo, la informática, la electrónica avanzan hacia un mundo nuevo, la superestructura política, jurídica, social y nuestras relaciones con la naturaleza se mantienen anquilosadas en el pasado, provocando el suspenso, la incertidumbre y la cercanía de un colapso no deseado.

Aquí es donde el FMI, la economía oficial y los centros académicos no damos pie con bola. Según el FMI el asunto es que el anterior sistema ya no funciona y hay que romperse la vida para hacer que ese fantasma funcione. No entienden que hay que prepara un cambio radical en las relaciones de propiedad, de comportamiento frente a la naturaleza y de variaciones en las relaciones políticas para darle un aliento de esperanza al planeta. Según el FMI, los países de la región[1], los centroamericanos, que nos interesan, van a enfrentar un tercer shock, pues se van a endurecer las condiciones financieras mundiales. Los centros hegemónicos, USA, comunidad europea tiene que enfrentar sus propias necesidades. Invertir en tecnología militar electrónica, prepararse para choques con China, manejar las molestias de Rusia, y enfrentar un tercer mundo, que tiene en común la pobreza, el crecimiento más rápido de la población, el retraso educativo y la más perfecta fragmentación de rumbos aislados y sin objetivos claros.

El impulso económico no ha decaído, motivado por una creciente inversión en infraestructura vial y de condominios de vivienda, que generan apariencia de aumentos del empleo. Pese a la crisis fiscal, la pérdida de credibilidad en todos los políticos y los errores de conducción de los organismos del Estado, las economía de la región no han decaído como se preveía. ¿Será la corrupción, el lavado de dinero, las ganancias del narco, la liquidez de la venta de armas y lavado en los grandes bancos de Europa y USA? Mejor no toquemos ese tema tan riesgoso.

Lo que sí indican los organismos internacionales, sin arriesgar el lomo, es que el financiamiento en el 2023 será escaso, será muy costoso y vendrá precedido de condicionalidades (sinónimo diplomático de exigencias), más fuertes, para imponer un desorden más ordenado en las finanzas de países perdidos en burocracias ineptas y de baja competitividad. La inflación, la señal de que el sistema está deteriorado, continuará su auge, presionando por el cambio. Según el FMI, las prioridades de política son restaurar la estabilidad de precios, mantener la estabilidad fiscal y proteger a los grupos vulnerables.

La estabilidad de precios solamente se puede restaurar haciendo un cambio radical en el uso de recursos de la nación, concentrándolos en gasto en educación primaria y secundaria, protección del medio ambiente y combate a la corrupción y la violencia narco. La estabilidad fiscal solamente se puede alcanzar con gasto eficiente y competitivo, recaudación fiscal equitativa y prohibición del endeudamiento, con excepción de inversión social y ambiental. Proteger a los grupos vulnerables, habría que definir quién es vulnerable: los grandes empresarios que ven disminuidos sus negocios y ganancias; los políticos y burocracias que ven estancadas sus ventajas; un mundo de dudas sobre esa definición.

Pero no todo es oscurantismo. Las economías de la región vienen creciendo. El impacto de novedosos gobiernos, no tradicionales, generan expectativas. La apertura leve de fronteras en Estados Unidos para “proteger” ciudadanos de regímenes hostiles ha sido paradójica. La llegada masiva de venezolanos, nicaragüenses y cubanos reciente no ha desmejorado a esos gobiernos. Más bien les ha dado un respiro. Aumento de las remesas y disminución de los grupos más luchadores.

En fin, el aumento en el costo del endeudamiento lo podemos observar en el siguiente gráfico:

image

Como lo indicó un sabio hará 180 años, “…en la producción social de su vida, los hombres entran en determinadas relaciones necesarias e independientes de su voluntad, relaciones de producción, que corresponden a un determinado grado de desarrollo de sus fuerzas productivas materiales.

Estas relaciones de producción en su conjunto constituyen la estructura económica de la sociedad, la base real sobre la cual se erige la superestructura jurídica y política y a la que corresponden determinadas formas de conciencia social.”

Será capaz esta generación de encontrar por fin el rumbo para un mundo equitativo, solidario, generoso con la naturaleza, pacífico y de seguridad. Es lo que todos anhelamos.


[1] https://www.imf.org/en/Blogs/Articles/2022/10/13/latin-america-faces-a-third-shock-as-global-financial-conditions-tighten

Area de Opinión
Libre emisión de pensamiento.

Le invitamos a leer más del autor:

Cristobal Pérez-Jerez

Economista, con maestría en política económica y relaciones internacionales. Académico de la Universidad Nacional de Costa Rica. Analista de problemas estratégicos, con una visión liberal democrática.

One thought on “El FMI emisor del Terror y esperanza en un mundo fragmentado

Comentarios cerrados.