ColumnasOpinión

Tenemos que prepararnos para hacerlo bién

Tanmi Tnam

Ya se oyen y se observan las actividades de los partidos políticos de cara a las elecciones generales del año 2023.  Como ciudadanos responsables de cumplir con nuestros deberes y derechos cívicos y políticos, todos deberíamos de estar buscando información y repasar lecciones de historia sobre la vida política de nuestro país y de los pueblos. Hay mucho que transformar por el bienestar de todos. No es democracia dejar la conducción del destino de nuestro país en pocas manos y de manera irresponsable.

La Constitución Política de Guatemala en su artículo 135 dice entre otros deberes y derechos cívicos “cumplir y velar, porque se cumpla la Constitución de la República, trabajar por el desarrollo cívico, cultural, moral, económico y social de los guatemaltecos, contribuir a los gastos públicos, obedecer las leyes”. En este sentido, toda vez que las leyes cuenten con un espíritu e inspiran práctica que tiene que ver con valores morales hay que hacer el esfuerzo de divulgarlas y cumplirlas en busca del desarrollo político y cívico de nuestro país. Cuando las leyes no se cumplen, es nuestro deber denunciar aquellos hechos y actitudes que levantan sospechas porque no encajan en lo que es una buena práctica en el cumplimiento de nuestros deberes y derechos políticos y cívicos.

El artículo 136 de la Constitución Política habla de los deberes y derechos políticos y menciona entre otros “inscribirse en el Registro de Ciudadanos, elegir y ser electo, velar por la libertad y efectividad del sufragio y la pureza del proceso electoral, optar a cargos públicos, participar en actividades políticas y defender el principio de alternabilidad y no reelección en el ejercicio de la Presidencia de la República”. Con base a estos deberes y derechos políticos, hay que invitar a los guatemaltecos y especialmente a la juventud para que inicie su participación consciente y responsable en actividades políticas con la idea de transformar las condiciones que limitan vivir en plenitud y que no permiten construir el país que todos deseamos donde se viva en justicia e igualdad. Todos los ciudadanos tienen que hacer el esfuerzo de informarse de sus derechos y deberes políticos en libertad y armonía porque les corresponde decidir el futuro de la comunidad. La ciudadanía que pertenece y se identifica con los pueblos originarios, debemos de estudiar cuidadosamente la historia de los hechos políticos y económicos que se han vivido en los últimos 500 años y participar en procesos donde es posible la participación y representación de todos los pueblos de Guatemala. La democracia, hay que construirla con el pensamiento, la participación y representación de todos los pueblos.

Hay que buscar información creíble acerca del pensamiento de los partidos políticos, los antecedentes públicos de quienes aspiran a puestos de elección popular, el gasto exagerado por parte de candidatos por llegar a un puesto de servicio a los demás. Para nuestra participación política, nos corresponde tener documentos personales listos, identificar los problemas que necesitamos resolver en nuestras comunidades y buscar los espacios donde nos pueden escuchar y plantear nuestras necesidades. Necesitamos participar donde hay respeto por nuestras opiniones y decisiones como ciudadano. No es aconsejable nuestra participación donde se autonombran o imponen candidatos, compran nuestro voto y hacen muchas trampas y promesas que nunca se cumplen. Ya es tiempo de que con nuestros deberes cívicos y políticos hagamos Guatemala un país democrático sin corrupción, discriminación y racismo.

Area de Opinión
Libre emisión de pensamiento.

Le invitamos a leer más del autor:

One thought on “Tenemos que prepararnos para hacerlo bién

Comentarios cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: