Pulso EconómicoPulso Económico

Qué son las criptomonedas como funcionan y cuales son además del bitcoin

Vamos a detallarte la naturaleza de las criptomonedas, en caso de que tengas conocimiento general o hayas escuchado sobre alguna en particular, como el Bitcoin, para que comprendas su esencia. Se trata de un sistema digital de intercambio que ha estado presente por más de diez años, pero su notoriedad ha crecido especialmente en los últimos tiempos.

Además de definir su concepto, nos proponemos a simplificar el entendimiento de su funcionamiento interno también hay que entender que es necesario utilizar una plataforma de cripto monedas como Immediate 1.0 Eurax., de manera concisa y comprensible. Asimismo, mencionaremos algunas de las distintas criptomonedas que están actualmente en circulación y que están generando interés.

Qué son las criptomonedas

Las criptomonedas, conocidas también como criptodivisas o criptoactivos, representan un medio de intercambio digital que desempeña el rol de una moneda convencional. No obstante, se trata de un sistema completamente digital que emplea técnicas criptográficas para garantizar las transacciones financieras, supervisar la generación de nuevas unidades y validar la transferencia de activos.


Las criptomonedas representan una alternativa descentralizada a las monedas digitales tradicionales, lo que significa que no están controladas por una entidad única o una empresa centralizada, en contraste con las divisas convencionales, las cuales son reguladas y administradas por instituciones bancarias. La primera de estas monedas digitales fue el Bitcoin, creado por alguien bajo el seudónimo «Satoshi Nakamoto», cuya verdadera identidad sigue siendo un misterio. Nakamoto presentó en 2009 un artículo que detallaba un sistema de pagos entre pares (P2P) llamado Bitcoin y posteriormente publicó el primer software para gestionar la red de esta moneda.

A pesar de la relevancia del Bitcoin y su creador, la identidad de Nakamoto permanece en el anonimato, aunque se le reconoce como una de las personas más acaudaladas del mundo. Desde la creación del Bitcoin, se han generado numerosas criptomonedas alternativas que han incrementado su valor a lo largo del tiempo, formando un ecosistema en expansión.

Es esencial entender que el valor de cada criptomoneda es altamente variable y está sujeto a especulación, en una dinámica semejante a la de los activos bursátiles. Por tanto, muchas personas están abriendo billeteras digitales en plataformas especializadas para comprar y vender criptomonedas, con la esperanza de obtener ganancias. No obstante, este mercado puede ser volátil, con fluctuaciones drásticas que pueden resultar en pérdidas considerables para los inversores inexpertos.

Si bien invertir en criptomonedas puede ser lucrativo, también es arriesgado, por lo que es importante tener conocimientos sólidos antes de sumergirse en este mercado. Los precios de las criptomonedas pueden variar significativamente, lo que implica que las transacciones o pagos con estas monedas digitales pueden presentar precios fluctuantes. Para aquellos que operan con estas divisas, conocer y monitorear los cambios en los valores es crucial, ya que estas fluctuaciones pueden impactar directamente en las transacciones financieras. Existen diversas herramientas disponibles para seguir de cerca estos valores.

Cómo funcionan las criptomonedas


Para comprender el funcionamiento de las criptomonedas, es fundamental familiarizarse con diversos conceptos básicos que las rigen. En primer lugar, estas operan sobre una red de computadoras descentralizadas, conocidas como nodos, distribuidas globalmente y que poseen registros de todas las transacciones efectuadas. Los mineros, integrantes de estos nodos, reciben incentivos cada vez que se generan nuevas unidades de la criptomoneda, como es el caso del Bitcoin, y estas se distribuyen entre quienes forman parte de esta red.

Asimismo, otro término relevante son las exchanges, empresas que facilitan el intercambio de monedas tradicionales, como euros o dólares, por Bitcoins, permitiendo un acceso más sencillo al mundo de las criptomonedas. Una vez adquiridas, estas se almacenan en wallets o carteras digitales, aplicaciones diseñadas para guardar o intercambiar estas monedas digitales.

Cada criptomoneda está regida por un algoritmo propio que determina la cantidad de nuevas unidades que se emiten anualmente. Por ejemplo, el Bitcoin, cada cuatro años reduce a la mitad la cantidad que se produce y se estima que solo se emitirán un total de 21 millones de Bitcoins. Esta particularidad representa una diferencia sustancial en comparación con las monedas convencionales, ya que los bancos tienen la capacidad de modificar su valor discrecionalmente, a diferencia de las criptomonedas, lo que les permite generar valor frente a monedas susceptibles a devaluaciones bajo el control bancario.

El límite de unidades de cada criptomoneda está determinado por los algoritmos individuales de cada una, lo que puede influir en su valor y rendimiento. Aunque este aspecto podría no ser de gran preocupación para usuarios menos especializados.

La red de computadoras descentralizadas, compuesta por nodos, es conocida como blockchain o cadena de bloques, donde estos bloques están interconectados y asegurados mediante criptografía. Cada bloque está enlazado a un bloque anterior y contiene información de fecha y transacciones, diseñado para resistir la modificación de datos.

Esta red o cadena de bloques opera como un libro de registro público y abierto donde se registran todas las transacciones realizadas entre dos usuarios. Cuando se efectúa una transacción, los datos se registran en un bloque y se replican en el resto, lo que impide la modificación o manipulación de los datos sin alterar los demás bloques, un proceso altamente complejo.

Que criptomonedas existen además del bitcoin

Como se mencionó anteriormente, Bitcoin dio sus primeros pasos en 2009, y desde entonces, han surgido numerosas criptomonedas. Algunas han ganado popularidad y se han consolidado como alternativas sólidas, como Ethereum, Litecoin y otras similares. Ethereum, por ejemplo, ha lanzado una nueva versión denominada Ethereum 2.

Además de las opciones establecidas, han surgido nuevas sorpresas, como Dogecoin, una criptomoneda creada de manera lúdica y basada en un meme. El valor de Dogecoin experimentó un aumento significativo después de que Elon Musk la elogiara como la criptomoneda del pueblo.

La diversidad de opciones en el mundo de las criptomonedas es extensa, con muchas monedas emergentes y otras que están ganando popularidad. Algunos nombres destacados entre las más valoradas incluyen Binance Coin, XRP, Cardano, Tether, Polkador, Uniswap, Chainlink y Bitcoin Cash. Sin embargo, la mayoría de estas alternativas aún no alcanzan el valor de las tres principales: Bitcoin, Ethereum y Ethereum 2.

La mejor forma de invertir en las diferentes criptomonedas y otro tipo de inversiones es utilizar la plataforma Immediate 1.0 Eurax.