La joya escondida de Fontabella (Segunda Parte)

Como diría mi bisabuela la chef Petra Mazzari es mejor la comida que entra por el olfato y el gusto que te produce placer en comparación a la comida únicamente fancy, hermosa, bella pero sin sabor. Cuando tienes ambas cosas en un plato es llegar al cielo y lograr amalgamar forma y sabor.

Leer más

¡La gratitud como llave a la felicidad!

Solo trabajando en equipo en la industria de la hospitalidad (o en la que tú te desarrolles) lograremos remontar a metas más grandes y más dignas como sociedad guatemalteca.

Leer más

¡La puesta en mesa!

Y gracias al cerebro, de manera especial, adquirimos sabiduría y conocimientos, y vemos, oímos y sabemos lo que es repugnante y lo que es bello, lo que es malo y lo que es bueno, lo que es dulce y lo que es insípido, lo que nos da placer y lo que castra el acceso al mismo.

Leer más

Guatemala Food & Wine Festival 2020

En aras de convertirnos (Mesoamérica y Latam) en un futuro mediano en potencia y destino gastronómico a nivel mundial, es vital el intercambio intelectual y gastronómico. Por ello quiero contarles queridos lectores cómo fu mi participación en el Food Talk en el marco del Guatemala Food & wine Festival 2020.

Leer más

La joya escondida de Ciudad Cayalá Sorprende nuevamente

Hoy quiero contarles una anécdota de como inicie en el mundo de la gastronomía. Empecé cocinando desde niño (5/6 años) por influencia de mi bisabuela Petra Mazzari, mis abuelas Aurelia Moreno y Maria Placida Muñoz Aceituno, mi madre Clarisse de Quintana y Libby Quintana

Leer más

La joya escondida de Ciudad Cayalá: Una experiencia única

A diferencia de un restaurante convencional, industrial/comercial, según les explicaré como chef ejecutivo de mi atelier de cocina Quintana Bistrot se basa en tres fundamentos básicos:

Leer más

¡¡¡Qué huevos… Los de Quintana!!!

Los domingos siempre estamos en una encrucijada. Al despertar en esos momentos efímeros entre estar soñoliento y despierto, cuando uno se levanta muy temprano, a media mañana o muy tarde (después del medio día porque la juerga de la noche anterior lo amerita.) Hay simplemente dos cosas que pueden hacerte quedar en la cama (disfrutando un desayuno) o salir de ella disparado (e ir a Le Brunch Socialité ®) y obviamente la razón son un par de huevos que valgan la pena.

Leer más